Yoga para mayores: te contamos cómo iniciarte y sus beneficios

Mejoras físicas

“En realidad, practicar yoga tiene beneficios para personas de todas las edades. Se ha demostrado que tiene múltiples beneficios en niños, adolescentes, adultos y ancianos. También en personas con cierto tipo de dolencias físicas e incluso psicológicas”, dice Alma Borge, instructora de Yoga del Distrito de Estudios. Y explica que con una práctica regular de yoga (podemos decir que unos dos días a la semana como mínimo), los beneficios tardan poco en notarse. Las clases de yoga deben consistir siempre en pranayama (técnicas de respiración), asanas (parte física o más conocidas como posturas) y una relajación y meditación final, donde relaja la mente y deja que el cuerpo asimile todos los beneficios de la práctica.

En concreto, en personas mayores consigue muchas mejoras a nivel físico, tal y como detalla el instructor.

Más y mejor coordinación en los movimientos.

-Uno mayor flexibilidad.

-Corrección postural.

-Fortalecimiento de músculos y articulaciones.

-También beneficios como mejorar la circulaciondigestión o dolor de espalda.

-Tú también puedes ayudar reducir peso.

-La práctica de técnicas de respiración mejora la oxigenación del cuerpo y capacidad pulmonar.

-Guardarlos pulmones sanos y fuertes y una mente clara.

Son muchos los estudios que demuestran que hacer entrenamiento de resistencia progresiva, ejercicio aeróbico y yoga mejora la movilidad, el equilibrio y la flexibilidad de estas personas.

UN

En el estudio anterior, el grupo que recibió las clases de yoga tenía mayor sensación de bienestar psicofísico después de tres meses de práctica en comparación con el grupo que no los recibió. De la investigación se extrajeron una serie de beneficios físicos de la práctica del yoga: mejora de la capacidad para levantarse de la silla y caminar; mejora de la flexibilidad y disminución del dolor.

Califica este articulo

Deja un comentario